Posts Tagged ‘jardineria’

posted by on Manualidades

No comments

No es la primera vez que comentamos la técnica japonesa origami en nuestro blog. En la entrada, Growth, la maceta que crece al mismo tiempo, hablamos de un innovador y original diseño de jardineras que crecen al ritmo que lo hace la planta.

En la siguiente publicación, explicamos cómo elaborar tu propia maceta de origami para plantas y flores pequeñas de un modo fácil y, sobre todo, económico.

origami1
Según la página web francesa Madame Citron, necesitarás los siguientes materiales.

- Una cartulina de cualquier color de, al menos, 150g de gramaje.

- Una regla metálica.

- Un lapicero y un punzón para marcar los pliegues.

Una vez tengas los instrumentos y los materiales necesarios, sólo tienes que seguir estos sencillos pasos:

1. Marcar los pliegues horizontales en rojo. Todas las líneas deben ir en la misma dirección para, así, formar una especie de cresta montañosa (pliage montagne).

origami2

2. Marcar los pliegues diagonales con un color distinto, por ejemplo en negro, para representar la caída de los pliegues (pliage vallée).

origami3

3. Cuando termines gira el papel y une los extremos de la cartulina con un poco de pegamento.

origami4

¡Voilà, ya has terminado!

Es una idea súper fácil y original para dar un toque moderno a tu hogar.

Anímate y enséñanos el resultado :)

posted by on Flores

No comments

“En la naturaleza todo evoluciona, se adapta, crece, florece, se degrada, muere, se absorbe y se reutiliza”. Éstas son las palabras de las hermanas gemelas Bike y Begum Ayaskan creadoras de Growth, un innovador y original diseño de macetas que crecen al ritmo que lo hace la planta.

maceta-origami-plantas-crecimiento-studio-ayaskan-1

A pesar de estas declaraciones, las gemelas saben que todos los objetos que tenemos a lo largo de nuestra vida tienen fecha de caducidad, ya que están programados o elaborados para que duren un tiempo determinado. En otras palabras, los objetos se usan y se tiran. Por este motivo, las artistas del Studio Ayaskan de Londres buscan transformar las macetas en algo más sostenible.

foto1

Growth, inspirado en el arte japonés del origami, imita el ciclo de la vida de la naturaleza donde todo crece y se transforma a través del tiempo.

Esta maceta crece y se expande para acomodar la tierra de tal modo que las raíces de la planta tengan el espacio suficiente para crecer. Con este nuevo diseño no será necesario ir cambiando y desechando tiestos.

foto2
Actualmente, Growth está en proceso de producción. Cuando estén disponibles, te informaremos :)

posted by on Cultivo

No comments

¿Tienes un patio o jardín pequeño y te gustaría plantar un árbol, pero no sabes cómo hacerlo? Te contamos todo lo que necesitas saber antes de dar el paso y plantar un árbol en un jardín pequeño:

Primero, necesitas saber que el espacio no será un problema. Un árbol puede crecer tanto en jardín como en una maceta, aunque siempre será una mejor opción un suelo de tierra donde arraigar sin el límite de la maceta.

arbolenjardin-e1398786267321

En segundo lugar, debes tener en cuenta la especie que quieres sembrar. Son varios los factores que te ayudarán a decidirte:

- Las raíces. Es mejor una especie que tenga pocas raíces y que no crezca demasiado, ya que estamos hablando de plantarlo en un patio o jardín pequeño. Un árbol con muchas raíces podría elevar las losas o romper el macetero. Al final del post te damos ideas de especies y su mejor época de plantación por si estás indeciso.

- El tamaño. Si el patio o jardín tiene un tamaño pequeño, no será adecuado plantar un árbol que ocupe la mitad de la superficie. Es mejor que sea proporcional al tamaño del patio, además de calcular cual es el mejor punto para poner las semillas teniendo en cuenta su crecimiento. ¡No querrás que cuando crezca esté demasiado cerca de la fachada o de otras plantaciones!

- La luz que recibirá. Esto estará determinado por la orientación del recinto; dependiendo de las características, deberás elegir una especie más resistente al frío u otra que resista más el calor.

Una vez determinada la especie, y si todavía cuentas con la opción de plantarlo en el jardín, debes preguntarte si la tierra es compatible y adecuada para propiciar el crecimiento. Si no lo es, elige colocarlo en un macetero en el que podrás disponer de la tierra más preparada para un árbol.

naranjo-maceta-marve

Ya has elegido el lugar y la especie. Ahora hay que plantarlo. ¿Cuáles son los pasos a seguir?

El día de la plantación debe tener un clima fresco y sin viento. Comprueba que la tierra donde vas a plantarlo esté húmeda (no anegada ni reseca) y arranca las malas hierbas antes de cavar el hoyo. Este hoyo deberá ser suficientemente profundo para que el árbol arraigue con firmeza.

10-cosas-claves-que-debes-saber-sobre-plantar-un-árbol-frutalMainPhoto

Si todavía no sabes qué plantar, te damos algunas ideas de especies. La mayoría de las plantas que encuentras en un centro de jardinería pueden ser plantadas en cualquier momento del año, pero es cierto que hay épocas más adecuadas que otras.

- Febrero y Marzo. Buena época para los árboles frutales. No es raro ver pequeños naranjos plantados en maceta.

- Septiembre. Ideal para olivos, laureles o madroños.

- Octubre. Es un mes adecuado para plantar los arbustos que dan flor en invierno.

posted by on Sin categoría

No comments

En apenas unos días entraremos en primavera, época de florecimiento y más vitalidad de la naturaleza.

Si estás creando tu propio jardín y aún no tenías nada plantado para la primavera, puedes empezar por trasplantar las flores que más te gusten. Mientras, podrás preparar tus propios cultivos de cara al verano.  ¡No todas las flores florecen en primavera!

Te damos algunas ideas de bulbos y tubérculos que plantar ahora para que florezcan en verano:

azucenas al sol

Azucenas Blancas

dalias-en-jardín-del-cuarto-de-niños-6675578

Dalias

BegoniaRedRed

Begonias

Gladiolos-fuertes-y-bonitos-1

Gladiolos

fresias

Fresias

ixia

Ixia

posted by on Sin categoría

No comments

Jardineria Marve | Mantenimiento jardin en inviernoDicen que esta semana será una de las más frías del año. Las heladas pueden acabar con nuestras flores y plantas dejándonos flores marchitas, congelando las raíces, quebrando los tallos (especialmente los más tiernos),…

¿Sabes cómo proteger tu jardín del frío del invierno? A continuación te damos algunos trucos para el mantenimiento del jardín en invierno:

 - Evita orientar las macetas hacia el norte

- No regar si la temperatura está por debajo de los 0ºC

- Recoger los tallos externos atándolos con cuidado a los internos para evitar que queden expuestos.

- Vaciar los platos de las macetas para que no se hielen las raíces

- Hacer invernaderos individuales para las plantas más frágiles

- Forrar la maceta con materiales aislantes (puede servir con papel de periódico para las plantas más pequeñas)

- Colocar las macetas en zonas elevadas, ya que las zonas hundidas son más propensas a sufrir heladas

- Ventilar los invernaderos durante las horas de sol para evitar que las plantas se pudran

Si ya es demasiado tarde, tu jardín se ha helado y necesitas nuestra ayuda, llámanos.

posted by on Sin categoría

No comments

No encontrarás verdura ni hortalizas más frescas que la que puedas cultivar en casa. Además, es la solución perfecta para ahorrarte un buen dinerito.

Hoy te proponemos 8 verduras fáciles de cultivar en macetas y jardineras que, en un momento dado, podrás guardar en tu casa y resguardarlas del frío (si es que empieza a hacerlo). Sólo necesitas los recipientes necesarios, un poco de sustrato, semillas y un lugar soleado para que las verduras crezcan sanas y fuertes.

1. Rúcula: es muy fácil de cultivar y resulta muy rentable, pues su precio de mercado es bastante caro. Es ideal para ensaladas y recetas de cocina italiana.

2. Ajo: con un sólo diente conseguirás una cabeza de ajos. No necesita muchos cuidados ni que lo resguardes demasiado del frío. Lo puedes cultivar en el alféizar de una ventana incluso en invierno.

3. Col rizada o kale: es un clásico de la cocina del norte de Italia y Alemania. Es muy resistente al frío. De hecho, dicen que necesita de alguna helada para suavizar su sabor.

4. Espinacas: al igual que la col rizada, es una verdura que prefiere un clima fresco para crecer, aunque sin que sea excesivamente frío. El exterior le irá muy bien si no vives en una zona de inviernos muy duros, como la nuestra.

Verduras a cultivar en otoño

5. Espárragos: debes concienciarte que es un proyecto a largo plazo. Esta planta necesita un par de años para producir producto pero ahora es un buen momento para comenzar, así tendremos producción la temporada que viene.

6. Coles de Bruselas: al igual que el otro tipo de col, soportan muy bien el frío. Si las cultivamos en plántulas (en sus primeros estadios de desarrollo) tendremos que esperar dos o tres meses para comenzar a recolectar.

7. Nabos: necesitarás una maceta profunda pero conseguirás una buena cosecha en tu huerto urbano. El nabo liga mucho en asados, cocidos y otros platos de cuchara.

8. Zanahorias: es una hortaliza polivalente y todo un clásico de las huertas urbanas de todo el mundo. Aunque pueda parecer lo contrario, es súper fácil de cultivar y no tiene  ningún mantenimiento especial.

Verduras para cultivar en otoño

Y tú, ¿Te animas a plantar tu huerto urbano? ¡Es más sencillo de lo que te imaginas!

posted by on Sin categoría

No comments

¿Para qué sirven?

Es un fertilizante toda sustancia o mezcla química, natural o sintética, utilizada para enriquecer el suelo y favorecer el crecimiento y desarrollo vegetal.

Su composición está integrada por 13 elementos esenciales que las plantas absorben, ya sea a través de sus raíces o de su follaje.

Los fertilizantes se utilizan sólo para nutrir a las plantas y aportarles energía y vitalidad. De esta manera, previenen muchas enfermedades, aunque no las combaten, así como tampoco a plagas o insectos que puedan atacarlas.

¿El abono y el fertilizante es lo mismo?

Si bien el abono y los fertilizantes se utilizan para enriquecer el suelo y proporcionar nutrientes a las plantas, su composición es distinta, ya que el abono aporta materia orgánica que soluciona deficiencias en el sustrato, y el fertilizante tiende, con el uso continuo, a lavar dicho sustrato.

La correcta utilización del fertilizante dependerá de:

  • Tipo de suelo y su nivel de salinidad
  • Cantidad de agua en el riego
  • Condiciones climatológicas
  • Tamaño y requerimientos de la especie vegetal

 Tipos de fertilizante para tu jardín

Clasificación

Existen distintas maneras de clasificar a los fertilizantes:

De acuerdo a su origen:

  • Orgánicos: por lo general son de acción lenta y pueden ser de origen vegetal (abono o compost) o animal (estiércol, guano). Además de aportar elementos esenciales, mejoran las propiedades físicas del sustrato y son amigables con el medio ambiente y la ecología. Contiene Nitrógeno y un uso abusivo puede quemar las hojas.
  • Inorgánicos: de rápida absorción de nutrientes, son extraídos del suelo o producto del resultado de reacciones químicas. No mejoran las características del sustrato, son más caros que los orgánicos y se lavan más fácilmente, en especial el Nitrógeno. Pueden producir toxicidad y contaminar las fuentes de agua.

De acuerdo a su composición:

  • Simples o puros: están conformados por un sólo elemento.
  • Compuestos: son resultado de la unión de dos o más elementos y son más completos que los simples. En su composición se utilizan bàsicament los tres macronutrientes: el Nitrógeno, el Fósforo y el Potasio, con el agregado de algún otro elemento.

De acuerdo a sus características y utilización:

  • Sólidos: entre los más comunes encontramos los granulados, que se agregan directamente al sustrato, y los de liberación lenta: se trata de barras, clavos, o pastillas que van liberando los nutrientes de a poco. Su duración es de alrededor de 3 meses. Se agregan directamente al sustrato o se disuelven en el agua de riego.

En rasgos generales, el más utilizado es el fertilizante universal o NPK, que se compone de cantidades iguales de Nitrógeno, Fósforo y Potasio. Así mismo habrá que agregarle Potasio si lo que se quiere es potenciar la floración, Fósforo si le falta energía y vigor, y Nitrógeno para su crecimiento.

Cuidados para el jardín

  • Líquidos: se disuelven directamente en el agua de riego y son de rápida absorción. Una variable son los fertilizantes foliares, que se utilizan directamente sobre las hojas para ayudar a la coloración. Estos fertilizantes son caros y no solucionan la deficiencia de nutrientes en general, ya que están formulados específicamente para mejorar y mantener el verde del follaje.

Antes de aplicar un fertilizante, debemos determinar cuáles son las necesidades de la planta para el correcto agregado de fertilizantes: ya sea para potenciar la floración, ayudar a la maduración de sus frutos o solucionar deficiencias en el follaje; esto también estará condicionado por la edad de la planta, y/o por su estructura y resistencia.

El estiércol o guano son excelentes fertilizantes en sí mismos, ya que aportan gran cantidad de materia orgánica además de mejorar la calidad del sustrato, pero no deben usarse en la huerta, ya que su principal desventaja es que pueden transmitir enfermedades como la Salmonella, Scherichia Coli, y también parásitos.

El compost o abono natural es el más completo y amigable para el medio ambiente, por eso decimos que es un fertilizante natural.

posted by on Sin categoría

No comments

¿Te gustaría tener plantas en casa pero no te duran ni dos meses? ¿No entiendes por qué todas se te marchitan?

Aquí tienes algunas pistas, a ver si te ayudamos!

¿Interior o exterior?

La condición de planta de interior o de exterior depende básicamente de su zona climática de origen. Especies autóctonas o de zonas similares a la nuestra serán de exterior. Para el interior, encontrarás plantas más ornamentales, procedentes de zonas más cálidas y que, por lo tanto, se adaptarán mejor a las condiciones de una vivienda.

Por lo general, las plantas de interior suelen requerir más cuidados. Aunque hay algunas especies como el Poto, el Pothos plateado, la Sansevieria, la Cheflera o el Ficus benjamina que son muy fáciles de cultivar e igualmente decorativas. Si quieres ir a lo seguro y sencillo de cuidar, serán tus mejores aliadas.

Mantenimiento plantas de interior

Infórmate sobre las exigencias de la planta

Cuando vayas a comprar la planta, infórmate un poco sobre sus necesidades de luz, agua, temperatura, etc., y, lo más importante, asegúrate de disponer del entorno apropiado para ella.

Si no te ofrecen ningún dato, siempre puedes informarte a través de Internet.

¡Nunca sé cuando debo regara!

Hay algunas especies que cuando hace tiempo que no las regamos, nos muestran su carencia. El Poto, por ejemplo, evidencia la falta de agua con sus hojas dobladas.

¡Pero no siempre es tan fácil! Lo ideal, si no conoces las necesidades de esa especie, es ir comprobando el sustrato de la maceta. Si con el dedo ves que la tierra ya está seca a unos centímetros de la superficie, es el momento de regar la planta. Vigila con el verano, que esto sucede con mucha más rapidez. Por lo que debes actuar en consecuencia y no regar igual en todas las estaciones del año.

Recuerda la influencia que puede tener la calefacción, el aire acondicionado o el ventilador. La exposición al viento o a temperaturas elevadas, favorece la evaporación del agua de tu planta. Ten en cuenta también que el tamaño de la maceta e incluso el material del que esté hecha influyen en el agua disponible para las raíces.

Por lo tanto, si tu ejemplar se encuentra en una habitación con calefacción o en una maceta pequeña, necesitará más de tus cuidados.

¡Las plantas no me duran nada!

Cuando la lleves a casa ¡no la dejes en el contenedor original de la tienda! Cámbiala a uno más grande.

Comprueba que donde la pongas tenga unos orificios de salida adecuados para el drenaje del agua y coloca, si es posible, grava o material similar en la base antes del sustrato. A no ser que tu planta tenga exigencia de PH ácido, una mezcla  preparada de tipo universal te servirá.

Riega siempre al finalizar el trasplante para acomodar la planta a su nuevo hogar.

¿Dejo o no dejo el platito debajo la maceta?

Utilízalos, si quieres, para recoger el agua sobrante del riego. Pero, como norma general, no la dejes ahí durante mucho tiempo. Si la planta es sensible a la humedad, podría causarle problemas en las raíces.

En cambio para plantas que necesiten más humedad, la opción de colocar un plato lleno de guijarros y con algo de agua sería interesante. Estas plantas además te agradecerán la pulverización de sus hojas con agua.

Importantísimo, ¡no riegues demasiado! Las buenas intenciones a veces son peligrosas. Mueren más plantas por exceso que por falta de agua.

La falta de oxígeno en las raíces o los hongos también pueden provocar los mismos síntomas que la escasez de agua. Por lo que, mucha gente continúa regando y acaba matando su planta.

posted by on Sin categoría

No comments

Servicios de jardinería en BarcelonaLa Universidad de Kansas ha comprobado que los pacientes quirúrgicos se recuperan antes si su habitación está decorada con plantas.

Si esto se puede hacer a un nivel tan amplio, imagínate lo beneficios que puede brindarte dentro de tu hogar.

Aquí tienes algunos de los beneficios que tus plantas aportarán en tu casa:

1. Generan felicidad. Cuando se está rodeado de plantas y flores se mejoran los estados de ánimo y se reducen las posibilidades de depresión, sobre todo la relacionada con el estrés.

2. Ayudan a la concentración. Un estudio realizado en el Royal Collage of Agriculture en Circencester (Inglaterra) apunta que a los estudiantes que hacen clase en aulas con plantas demuestran mayor atención, concretamente, un 70% más de atención.

3. Mejora las relaciones. Las personas que viven rodeadas de plantas tienden a tener mejores relaciones con los demás, lo que se debe a los aumentos en sentimientos de compasión.

4. Purifican el aire. Las plantas ayudan a eliminar las toxinas del aire, y hasta en 87% de los compuestos orgánicos volátiles, cada 24 horas.

La importancia d tener plantas en casa

5. Liberan agua. Las plantas liberan vapor de humedad, lo que ayuda a mantener las vías respiratorias limpias y evitan la sequedad de la piel.

6. Aumenta la energía. Las plantas transmiten sensación de vitalidad, el aumento de niveles de energía y que las personas se sientan más animadas.

7. Benefician la salud mental. Estudios demuestran que las personas que tienen plantas en sus casas o trabajos, presentan una mejor salud mental y una perspectiva más positiva de la vida.

 8. Reducen el estrés. Dedicar tiempo a las tareas de tu jardín ayuda a potenciar una sensación de paz y calma.

Aprovecha todas esas ventajas que te ofrecen la naturaleza y pon plantas en todas las facetas de tu vida: en casa, en el trabajo… ¡Vive la vida en verde!

posted by on Sin categoría

No comments

Es importante que cuidemos adecuadamente nuestras plantas, tanto de exterior como deConsejos para evitar las plagas en las plantas interior, para evitar las molestas plagas. Hay épocas del año en las que tenemos que extremar los cuidados para evitar que animales e insectos estropeen nuestro jardín. Antes de recurrir a productos químicos, es preferible que intentemos mantener las plantas en buen estado, cuidándolas atentamente en los momentos más delicados, como los de su floración o fase de crecimiento.

 A continuación te ofrecemos 5 consejos que con los que podrás evitar las plagas:

1. Hay que tener limpias las plantas y macetas. Es adecuado quitar las hojas y flores secas, así como las malas hierbas. Puede hacerse con las manos, si se trata de plantas tiernas, o la ayuda de unas tijeras de poder.

2. Cuando se riega, el agua tiene que verterse en la tierra de la maceta, no sobre las hojas, y siempre con agua tibia. En este punto, debe tenerse en cuenta quitar el exceso de agua del plato para evitar que las raíces se pudran.

3. Airear la tierra de la maceta periódicamente ayuda a evitar que los insectos se posen en la zona superior. Podemos ayudarnos de un pequeño rastrillo para mover la tierra.

4. En la fase de floración, las plantas necesitan un abono de calidad para mantenerlas sanas.

5. Es recomendable recortar la punta de las plantas ya que los tallos nuevos y tiernos son los que más gustan a los caracoles o babosas.